UN DÍA EN MADRID

Guión de cortometraje musical

por Karlos Wayne

 

 

 

INT. INTERIOR AUTOBÚS MAÑANA

En el interior del autobús, junto con otros pasajeros, se encuentran DANI, ANGEL Y MARTIN, vestidos con todos los complementos posibles del equipo de fútbol de su pueblo, el Cabrales C.F. Sobre las piernas de Ángel un diario deportivo donde nos informan de la final de la Copa del Rey entre el Cabrales CF. y el Real Madrid. Al pasar por la indicación en la carretera de “Bienvenidos a Madrid”, ÁNGEL entorna los ojos, lo ve y, totalmente emocionado, despierta a sus amigos dando comienzo el tema musical “Madrid, Madrid”, (Tema “New York, New York” de Bernstein-Comden-Green, versionado).

 

INT ESTACION AUTOBUSES MAÑANA 

El autobús, ya aparcado en el andén, abre sus puertas. DANI, ANGEL y MARTIN salen del bus al ritmo de la música y siguen cantando a medida que se acercan a la puerta de salida. Acompañados en el baile por el resto de los pasajeros.

 

INT/EXT VARIAS LOCALIZACIONES DÍA

ÁNGEL, MARTÍN y DANI cantan y bailan el tema musical “Madrid, Madrid” mientras nos muestran diversos puntos de interés turístico de la ciudad, como la Cibeles, Plaza Mayor, Puerta de Alcalá, panorámicas desde el teleférico, etc… En una de las localizaciones descubrimos el terror que siente Martín por los perros. Finaliza el tema musical con los chicos sentándose en un banco del Parque del Retiro.

 

EXT  PARQUE RETIRO DÍA

DANI, ANGEL y MARTIN, están sentados en un banco. DANI y MARTÍN se muestran emocionados e intranquilos, mirando a su alrededor. ANGEL saca de su mochila una Guía del Ocio.

 

ANGEL

Bien, como no solo de fútbol vive el hombre,

vamos a trazar un recorrido de los sitios más

interesantes para visitar en Madrid.

MARTIN

¡Sí! El casino… el parque de atracciones…

DANI

El planetario… ¡al rastro! Hoy es domingo…

ANGEL

Veamos, ahora son… las diez de la mañana. Lo primero,

que nos pilla más cerca, el Museo de Arte Reina Sofía,

a las once al Prado. A las doce, y cogiendo un taxi, nos

acercamos al museo Thyssen-Bornemisza. O podemos

ir al Museo del ejército. Después al

Museo de Cera y…

 

MARTÍN y DANI se miran y con un guiño de complicidad dejan a ÁNGEL hablando solo y se van, disimuladamente, cada uno, por un lado.

 

EXT   PARQUE RETIRO  DÍA

MARTIN “visualiza” a un par de chicas que apaciblemente se encuentran sentadas en el césped, una de ellas tratando de sacarle unas notas a una guitarra. MARTIN se prepara para la conquista y al acercarse, de detrás de una de las chicas aparece un perrillo diminuto que empieza a ladrarle escandalosamente. MARTIN, visiblemente acojonado, se va de allí a trompicones, mientras las chicas se ríen.

 

EXT   PARQUE RETIRO DÍA

DANI, por su parte, se acerca con curiosidad a una valla publicitaria donde dos trabajadores vestidos con un mono azul, pegan un cartel donde SARA, una preciosa modelo, anuncia una bebida refrescante, la cual vemos que patrocina la final de la Copa del Rey de fútbol. DANI se queda ensimismado con la modelo y ve el resto de carteles que aún quedan por pegar, enrollados y metidos en un cubo.

 

EXT    PARQUE RETIRO DÍA 

MARTIN, recuperándose aún del susto del perro, vuelve con ÁNGEL que, como si nada, sigue con la Guía del Ocio en las manos y hablando solo.

ANGEL

…A las seis una conferencia sobre medio ambiente en las ciudades, a las siete cenamos en el Círculo Bellas Artes y las ocho, pal campo. ¿Qué os parece el plan?

 

ÁNGEL mira a su alrededor y se sorprende al ver solo a MARTÍN.

                        ANGEL

¿Y Dani?

 

En ese momento aparece DANI corriendo, llevando bajo el brazo un cartel enrollado. Al llegar a la altura de sus amigos, pasa de largo a toda velocidad.

DANI

¡CORREEEEED!

 

ANGEL y MARTIN sorprendidos, reaccionan por fin al ver, corriendo hacia ellos, a los dos trabajadores, cargados con todos sus enseres y echan a correr siguiendo a DANI. En la carrera ANGEL desde la última posición, va adelantando puestos hasta colocarse el primero, saliendo los tres por una de las puertas del parque.

 

EXT   PUERTA PARQUE RETIRO DÍA

ESMERALDA, muy enfadada, no para de darle patadas a su mini autocaravana de lunares que, con el capó abierto, echa humo por el motor.

                        ESMERALDA

¡Maldito trasto! ¡Así nunca llegaremos a ninguna parte! ¿Me oyes? ¡En que hora te compré! ¡En qué hora me tropecé contigo!

 

ÁNGEL, seguido de DANI y MARTÍN aparecen por allí en plena carrera. ANGEL tropieza de bruces con ESMERALDA y caen al suelo, ella sobre él. MARTÍN y DANI, corriendo a toda pastilla saltan por encima de ellos y siguen adelante. Unos metros más tarde, DANI mira hacia atrás

DANI

¡Martín! ¡Martín! ¡Han cogido a Angel! ¿Qué hacemos! ¡Le han cogido, tío! ¡Le han cogido!

MARTIN

¿¡Que qué hacemos!? ¿Por qué coño has cogido eso? ¿Te das cuenta de lo que has hecho? Por esa tontería deben… ¡Dios mío! ¡Esos gorilas le estarán descuartizando! ¡Dani, le estarán machacando la cabeza! ¿¡Que vamos a decirle a su padre!? ¡Esto es una mierda, Dani! ¡Es una mierda muy grande, Dani!

DANI

Martín, ¡Martín! ¡Cálmate! Tranquilízate y vamos a ver que ha pasado. Lo mismo les ha despistado y nos está esperando…

MARTIN

¿¡Esperando!? Ese par de osos se le habrán echado encima y… ¡Oh, Dios! ¡Se lo estarán comiendo a bocados!

 

DANI y MARTIN vuelven sobre sus pasos, con cautela, y descubren a ANGEL tumbado en el suelo, debajo de ESMERALDA, recitando un poema los dos a la vez.

 

ANGEL/ESMERALDA

(Al unísono)

…Siento la fuerza de los elementos. Siento que soy agua, agua que refresca tu boca, agua que apaga tu sed. Siento que soy fuego, fuego que enciende tu llama, fuego que te hace arder. Siento que soy aire, aire que entra dentro de ti, aire por el que te puedo envolver. Siento que soy tierra, Tierra que se convierte en camino, tierra que te invita a volver.

 

DANI y MARTÍN se miran sorprendidos.

 

EXT    PUERTA PARQUE RETIRO DÍA

MARTÍN, con un walkman puesto, trata de reparar la furgoneta, metido debajo. Sentado en el suelo, donde observa el cartel de SARA, DANI habla con ÁNGEL, que está sentado en el techo de la autocaravana, mientras echa crema en la espalda de ESMERALDA, en bañador.

     ANGEL

¿Cuándo vas a darte cuenta que el amor no es más que una utopía?

DANI

Yo no sé lo que es una “topía” de esas, pero desde luego no suena a nada de amor.

ANGEL

Lo que no entiendo es como puedes sentir algo por alguien a quien no has visto en tu vida. Lo confundes, Dani. Confundes el amor con la atracción. No la amas, solo la quieres… ¿Cómo te lo diría?

ESMERALDA

Follar, se la quiere follar.

 

Tanto DANI como ÁNGEL se quedan estupefactos por lo que acaban de oír. ANGEL golpea ligeramente a ESMERALDA a modo de reproche y ésta se encoge de hombros.

ANGEL

No, no es eso Dani. Verás.

ANGEL deja el bote de crema y de un salto se baja del techo. Al tocar el suelo y sin darle tiempo a reaccionar, aparece CHUS corriendo y choca con él, cayendo los dos al suelo, ella sobre él. ESMERALDA, rápidamente, salta también y le quita violentamente a CHUS de encima. La chica, visiblemente asustada y con CD en las manos los mira y rápidamente se esconde en el interior del vehículo. Por el mismo sitio y corriendo también aparece un GUARDIA corpulento y sudoroso. Se para junto a ellos, tratando de respirar.

GUARDIA

Ha… habéis visto a… una chica… por aquí… corriendo…

ESMERALDA

¿Una chica? ¿Morena? ¿Pelo corto? ¿Con un disco en la mano?

GUARDIA

¡Sí! ¿Ha… ha pasado por a… por aquí?

DANI

¡Sí señor! Pasó por aquí y se fue hacia allí.

ESMERALDA

¡No, no se fue por allí!

 

Al ver a ESMERALDA con la intención de descubrir a la chica, ÁNGEL se coloca delante de ella.

 

ANGEL

No la defiendas, seguramente ha hecho algo malo y por eso el señor guardia la está buscando. Dani tiene razón, se fue por allí.

 

ÁNGEL le señala otro camino distinto ante la mirada recriminadora de ESMERALDA. El GUARDIA coge aire y con cara de resignación comienza de nuevo a correr. DANI se acerca a la autocaravana y con la cabeza le indica a CHUS que salga. Esta mira asustada a su alrededor y al no ver peligro sale.

CHUS

Bueno, gracias. Adiós.

 

CHUS hace el amago de irse, pero DANI la detiene.

 

DANI

¿Qué prisa tienes? Ya ha pasado el peligro. ¿Qué has hecho, has matado a alguien?

CHUS

No, me he enamorado. Gracias otra vez. Adiós.

DANI

¡Espera! ¿Te persiguen por que te has enamorado? No entiendo. ¿Eso es delito aquí en Madrid?

 

CHUS sonríe ante la pregunta de DANI y ya se torna más confiada.

 

CHUS

No, no es delito. Me he enamorado de éste tipo y he tomado prestado el disco.

 

CHUS le enseña el compact a DANI y éste, al mirarlo, se sorprende.

 

ANGEL

¿Y lo has robado? ¿No podías comprarlo?

CHUS

Tú no sé de dónde vendrás, pero de donde vengo yo el amor no se compra.

DANI

Ni en nuestro pueblo tampoco. Es más, siempre estamos dispuestos a ayudar a la gente enamorada para que se encuentren.

 

DANI, ante la atónita mirada de ANGEL y ESMERALDA que no entienden nada, golpea la autocaravana con una resplandeciente sonrisa. MARTÍN, que aún sigue debajo, asoma la cabeza y ve a CHUS frente a él. Ella, al verle, pega un grito y se desmaya.

 

DANI

Este es uno de los momentos más bellos que he vivido nunca…

 

DANI le entrega el disco a ANGEL y vemos que el cantante de la portada es el vivo retrato de MARTÍN. Los tres, mirando el disco, no salen de su asombro.

 

INT   INTERIOR AUTOCARAVANA DIA

CHUS se encuentra inconsciente, tumbada. ESMERALDA vuelve a estar en el techo, tomando el sol y los tres chicos alrededor de CHUS, pensando.

 

MARTIN

Con un cubo de agua.

ANGEL

Es una persona, Martín. No un coche.

DANI

Bueno, podemos dejarla aquí hasta que se despierte y…

ANGEL

¡Claro! Y para un día que tenemos para conocer Madrid, lo desperdiciamos cuidando de una niña.

MARTIN

Pues yo no la veo tan niña…

ESMERALDA

La mejor forma de despertarla es con un beso de su amado. Si, lo leí en alguna parte.

 

Todos miran hacia arriba, donde ESMERALDA está asomada a la ventanilla del techo. Pasando después a mirar fijamente a MARTÍN

 

MARTIN

¡Que! Ah no. No, no puedo hacer eso. ¡Pero mírala! Si es una niña. Seguro que el único beso que ha recibido ha sido el de su madre. La… ¡La puedo traumatizar para toda la vida!

 

DANI, ANGEL y ESMERALDA siguen mirándole fijamente

 

MARTIN

¡Que! ¡Vale! ¡Está bien! Pero que quede claro que lo hago por… por que es la mejor forma de hacerlo, ¿de acuerdo? Pues eso.

 

MARTÍN se coloca la ropa, se peina con las manos, se humedece los labios con la lengua y, agachándose junto a CHUS, roza sus labios con los de ella. CHUS se despierta al instante, como despertándose de un largo sueño. Le ve y le besa efusivamente sin soltarle. MARTIN lucha un poco pero luego cede, rindiéndose al beso. ESMERALDA cierra la ventanilla. ANGEL Y MARTIN salen de la autocaravana, cerrando la puerta tras de sí.

 

EXT   PUERTA RETIRO DÍA 

ANGEL y DANI, tras salir de la autocaravana, se quedan mirándose uno a otro.

ANGEL

¿Que hacemos?

DANI

Hombre, yo creo que sería mejor no molestarlos.

ESMERALDA

Déjales que disfruten de la vida. ¿Por que no subes a tomar el sol?

ANGEL

¿Tomar el sol? Es que… no me he traído bañador.

 

Dicho esto, a ÁNGEL le cae en la cara el sostén del bikini de ESMERALDA.

 

ESMERALDA

(en off)

¿Y quién necesita bañador?

 

ÁNGEL mira a DANI y éste, sonriendo, se encoge de hombros. Emocionado, ÁNGEL comienza a quitarse la ropa. DANI echa un vistazo a su alrededor y al otro lado de la calle divisa otro cartel de SARA anunciando la bebida. Coge su mochila, saca un bolígrafo y escribe una nota, que deja en la puerta. En la nota leemos: “Voy a buscar a mi chica. A las ocho y media en el Bernabéu. Divertíos”.

 

EXT   UNA CALLE DIA

Sin perder de vista el cartel de SARA, DANI cruza la calle sin mirar y un tremendo frenazo le hace apoyarse en el capó del coche que casi le atropella. DOÑA ELISA sale del coche encolerizada.

 

DOÑA ELISA

¡Es que no tienes ojos en la cara! ¿¡Te crees que se puede ir por ahí cruzando calles sin mirar!?¡Sufro del corazón!¡Podrías haberme matado!¡Vaya juventud!¡Perdidos!¡Eso es lo que sois, unos perdidos!¡Quítate de mi vista!¡Vamos!¡Escampa de aquí! ¡Ya! ¡Ya! ¡Ya!

 

DOÑA ELISA vuelve a meterse en el coche. DANI, aún sin reaccionar por lo ocurrido, observa como se va y, sin dar crédito a sus ojos, ve como se aleja en el asiento de atrás del coche, SARA, la modelo del cartel, que le mira con curiosidad. El coche se aleja y DANI, rápidamente, para un taxi y se mete dentro.

 

INT DIA   INTERIOR TAXI

DANI, algo acelerado y nervioso, entra en el taxi y con el brazo extendido señala hacia adelante.

 

DANI

¡Siga a ese coche!

 

El TAXISTA, que ya había puesto el taxímetro en marcha, lo para y se da la vuelta, mirando a DANI entre sorprendido y desconfiado.

    DANI

Pero ¿qué hace? ¡Siga a ese coche! ¡Se escapa!

 

Al ver que el TAXISTA no hace amagos de arrancar, DANI trata de auto calmarse.

 

DANI

Mire señor taxista, es una cuestión de vida o muerte. ¿Cree usted en el destino?

 

El TAXISTA sigue mirándole con cara de póker y sin inmutarse.

 

DANI

¿Y en el amor? No me dirá que no cree en el amor, ¿verdad?

 

DANI, dándose por vencido, mete la mano en la mochila y saca un billete de cinco mil pesetas, poniéndoselo delante de la cara.

 

DANI

Venga hombre… ¿Y en el dinero? ¿Creemos en el dinero?

 

El TAXISTA sin pensárselo dos veces coge el dinero rápidamente y, haciendo ruedas, sale de allí a toda velocidad.

 

INT   HALL EDIFICIO DIA

Desde el interior del hall y a través de la puerta vemos a DANI saliendo del taxi y entrando en el edificio. Se para en el panel de información de oficinas y encuentra una agencia de modelos, situada en esa misma planta baja. Busca la puerta, la encuentra y, al acercarse, alguien sale dejándola entreabierta.

 

INT   AGENCIA MODELOS DIA

El estudio está en pleno ajetreo. Varias personas ajustando fotos, montando decorados relacionados con la bebida del anuncio de SARA y alguien que abre la puerta y sale, dejándonos entrever a DANI, que se asoma con timidez. Entra cerrando la puerta tras de sí. DANI se mezcla con la gente y llega a la puerta de un camerino. Mirando que nadie le vea, abre la puerta disimuladamente y entra con sigilo. Sin llegar a mirar en el interior cierra la puerta.

 

INT   CAMERINO DE SARA DIA 

DANI entra en el camerino de espaldas, cerciorándose que nadie desde fuera le ha visto entrar. Sé da la vuelta y se encuentra frente a él un biombo tras el cual SARA se desnuda.

 

SARA

(en off)

Hoy es el gran día ¿eh? Fíjate si estaré nerviosa que aún no he decidido lo que voy a ponerme esta noche, hasta mis padres estarán allí! ¿Me pasas lo de la silla? El azul.

 

Por encima del biombo SARA lanza su ropa interior y asoma su brazo, al que DANI hace entrega del body azul de encajes que había sobre la silla.

 

SARA

Todo está ocurriendo tan deprisa… ¿Qué te parece?

 

SARA sale del biombo con el body como única ropa y DANI la mira perplejo. Tras un grito, SARA se tapa lo ya tapado y vuelve tras el biombo, asomando la cabeza de vez en cuando mientras se viste de nuevo.

 SARA

¿Quién eres? ¿No sabes llamar? ¿Que haces aquí?

DANI

No, yo… yo solo quería verte. Verás, cuando casi me atropelláis…

SARA

¡Ah, eres tú! ¿Estás bien? ¿A que has venido? Ya, quieres una indemnización, ¿es eso? Pues te has equivocado de persona, así es que te agradecería que salieras de mi camerino.

 

SARA, amablemente, casi empuja a DANI hasta la puerta, él se suelta y vuelve al lado del biombo.

DANI

No, no es eso. Desde que he llegado a Madrid no he parado de verte por todas partes y quería conocerte. Al principio     creí que me bastaría con esto, pero no es mas que papel. Dios… ni     punto de comparación con el original.

SARA

¿Te has llevado un cartel mío? ¡Que lindo! ¿Quieres que te lo firme? Haber empezado por ahí, hombre…

 

SARA le quita el cartel de las manos y comienza a garabatear algo en él, mientras DANI no sabe como hablarla.

 

DANI

Verás. Ya sé que una chica como tú debe tener ya compromisos concertados de aquí a tres meses, pero bueno, supongo que no contabas conmigo… ¿Te parece que salgamos esta noche?

SARA

¿Que es lo que has dicho?

 

SARA se acerca a DANI desafiante, mientras él se queda mudo y paralizado ante una reacción tan violenta.

 

SARA

Pero tú ¿quien te has creído que eres? ¿Quién te has creído que soy yo? ¿Una cualquiera?

DANI

No, no, no he querido decir eso…

SARA

Pues yo no soy de ésas que salen con el primero que insinúa. Ahora me gustaría que te fueras. ¡Por favor! He  de cambiarme.

 

SARA vuelve a meterse tras el biombo y DANI se acerca, sumiso y arrepentido.

 

DANI

Lo siento de veras. Yo no soy así. Es la primera vez que estoy en Madrid y no se como tratar a las mujeres de tu posición, de la alta sociedad. En Cabrales, Cabrales es mi pueblo, todos somos sencillos, sin sofisticación…

 

SARA asoma de nuevo su cabeza, sorprendida.

 

SARA

¿Cabrales? ¿Eres de Cabrales?

DANI

¿Lo conoces? ¿Has estado allí?

SARA

No, de oídas. Ya sabes… el queso.

DANI

Claro, una chica de ciudad como tú ni se le ocurriría pasar por un pueblucho como el mío.

 

SARA sale del biombo con un vestido de época y le indica a DANI que le ayude a subirse la cremallera de la espalda.

SARA

No, realmente yo pienso que los pueblos son la verdadera base con la que se sustenta un país.

DANI

¡Ey!¡Eso mismo decía la Petro… la señora Petronila, nuestra profesora de historia!

SARA

¡Te dio clase de historia la Petro!

DANI

¿La conoces?

SARA

¡Oh no! es solo que… es un curioso nombre.

DANI

Si que lo es…

SARA

¡Háblame de Cabrales!

DANI

¿De verdad quieres oír cosas de mi pueblo?

SARA

Me encantaría…

DANI

Bueno…

 

Transportados a Cabrales con la imaginación, SARA y DANI cantan y bailan el tema musical “When you walk down main street with me” de Edens-Comden-Green, versionado. Al acabar, DANI se coloca frente a ella y le coge las manos.

 

DANI

Dime Sara, ¿saldrás conmigo esta noche?

SARA

No creo que pueda. Tal vez otro día… ¿Cuándo vuelves al pueblo?

DANI

Mañana a las ocho de la mañana sale el autobús. Solo tengo un día.

SARA

De acuerdo Dani, saldré contigo esta noche.

DANI

¿De veras? ¡Genial! ¿Te parece bien a las ocho y media?

SARA

Me parece bien a las ocho y media.

 

DANI coge las manos de SARA y como un huracán entra DOÑA ELISA que casi le atropella de nuevo.

 

DOÑA ELISA

¿¡Quién es usted joven y que está haciendo aquí!?

SARA

Doña Elisa, es el chico al que casi atropellamos esta tarde ¿recuerda?

DOÑA ELISA

Bien joven, tiene tres segundos para salir echando leches de aquí, si no quieres que te atropelle de verdad. ¡Uno…!

DANI

¿A las ocho y media entonces?

DOÑA ELISA

¡Dos…!

SARA

A las ocho y media entonces.

DOÑA ELISA

¡Tres! ¡Vamos fuera, fuera! ¡Ya! ¡Ya! ¡Ya!

 

DOÑA ELISA empuja a DANI hasta la puerta y le echa, no sin antes mirar de nuevo a SARA que le sonríe.

 

INT  ESTUDIO FOTOGRAFICO DÍA  

DANI sale del camerino visiblemente feliz y con una sonrisa de oreja a oreja. Al haberse cerrado la puerta tras de sí y andado unos metros se para en seco.

DANI

¡No hemos dicho dónde!

 

DANI vuelve sobre sus pasos y al abrir la puerta sale SARA apresuradamente también.

 

DANI Y SARA

(Al mismo tiempo)

¡No hemos dicho dónde!

 

Los dos se ríen a carcajadas, DANI vuelve a cogerla de las manos.

 

DANI

En la puerta “D” del Bernabéu.

SARA

¿Fútbol? ¿Me vas a llevar al fútbol?

DANI

¿No te gusta?

 

SARA, disimulando su resignación, asiente con la cabeza sonriendo. Al pie de la puerta DANI se acerca insinuantemente a ella y ésta, lentamente, cierra la puerta. DANI, siguiendo sus impulsos, besa el marco de la puerta y se va.

 

INT   CAMERINO SARA DÍA 

DOÑA ELISA se encuentra sentada en una silla con una actitud arrogante en el rostro. SARA de rodillas frente a ella, suplica.

 

SARA

Pero usted no sería capaz de hacerme esto. ¡Se va mañana! Por favor…

 

DOÑA ELISA

Está bien, vas a ir. Pero grábate esto en tu cabecita pueblerina, como no estés aquí a las diez en punto para el cóctel, me encargaré yo personalmente de que ninguna agencia de esta ciudad te contrate. Y tú no querrás volver a tu tiendecita de lanas en Cabrales, ¿verdad que no?

 

SARA, resignada, coge algo de ropa y vuelve de nuevo tras el biombo, pero con una leve sonrisa asomando en los labios.

 

EXT   PUERTA “D” ESTADIO BERNABEU TARDE NOCHE

ANGEL y MARTIN de pie. CHUS y ESMERALDA sentadas en el suelo.

 

MARTIN

Me siento fatal.

ANGEL

Sí, yo también. Deberíamos haberle ayudado a buscar a la modelo…

DANI

¡Hey, chicos!

 

DANI aparece y los tres se abrazan y se pegan bromeando.

 

 

CHUS

Cualquiera diría que hace veinte años que no se ven.

DANI

Bueno, ¿que tal ha ido todo?

MARTIN

Dani, la hemos buscado por todas partes, ¿verdad ¿Chus? Pero nada, ni rastro.

DANI

Por todas partes… Ya. No importa.

ANGEL

¡Yo la vi! …un segundo. Pero la perdí.

DANI

La perdiste… Bueno. No os preocupéis, ya tengo chica para esta noche.

MARTIN

¿En serio? ¿Y quién es?

ANGEL

Bribón…

DANI

Es la modelo, Sara.

MARTIN

¡La modelo! ¡Venga ya!

ANGEL

¿Y dónde está? ¡Que mentiroso…!

DANI

Ya debería estar aquí, quedamos…

SARA

(en off) ¡¡Dani!!

DANI

¡Sara! Ya creía que no vendrías…

SARA

Lo siento, se me hizo tarde…

DANI

Sara… estos son mis amigos, Angel y Martín. Esta es Chus y esta Esmeralda.

SARA

Es un placer.

 

MARTIN, llamando la atención con un grito, comienza el tema musical “On the town” de Edens-Comden-Green, versionado. Al acabar, entran en el estadio.

 

EXT GRADAS DEL ESTADIO NOCHE

SARA, DANI, CHUS, MARTIN, ESMERALDA y ANGEL, por este orden, se encuentran sentados en las gradas, rodeados de aficionados de uno y otro equipo. El ambiente es el propio de una final. Todos siguen con interés el transcurrir del encuentro. Algún aficionado grita, otros discuten, etc… SARA mira insistentemente su reloj y trata de decirle algo a DANI, pero éste la besa en la mejilla y sigue atento al campo. Cuando su equipo mete un gol, la alegría, tanto de los protagonistas como del resto de la afición, es desbordante. Se abrazan, se besan y una señora llora por la emoción. DANI se vuelve para celebrarlo con SARA, pero no está en su butaca. En su lugar hay una nota que DANI, tras leerla, tira al suelo saliendo de allí a toda prisa. CHUS lo ve, coge la nota del suelo y la lee, enseñándola también a MARTIN.

EXT PUERTA “D” ESTADIO BERNABEU NOCHE

En las afueras del estadio el silencio solo es roto por el gentío del estadio. ANGEL y MARTIN salen corriendo, seguidos por CHUS y ESMERALDA.

 

ANGEL

¡Dani! ¡Dani!

 

CHUS le ve y avisa a los demás, que corren hacia él, sentado en el suelo, con uno de los carteles de SARA a su espalda.

 

MARTIN

¿Estás bien, amigo?

DANI

¿Eh? Sí, sí. Quería tomar un poco el aire, no es nada.

ESMERALDA

Hemos leído la nota, Dani.

DANI

Mira, nunca he perdido el culo por una tía, y no lo voy a hacer ahora.

ANGEL

¡Así se habla! Volvamos al partido.

CHUS

Yo tengo una amiga…

MARTIN

¡Estupendo! Las llamas después del partido y luego nos vamos todos al Cóctel. ¿Vale?

 

Ayudan a DANI a levantarse y vuelven a entrar. DANI vuelve la cabeza y echa un último vistazo al cartel.

 

INT SALON COCTEL NOCHE

El alcalde, de unos sesenta años, rechoncho, trajeado y con boina se dirige desde un atril a los allí presentes. Entre ellos el equipo de fútbol al completo, vestidos con el mismo chándal.

 

ALCALDE

Poco debe importarnos el haber perdido esta final. Recordemos que era contra el Real Madrid…

MARTIN

¡Pero ganamos al BarÇa!

Todos los presentes aclaman el comentario de MARTIN que, acompañado de ANGEL, DANI, ESMERALDA, CHUS y la AMIGA de ésta ocupan una de las mesas. Mientras el ALCALDE retoma la charla, observamos como la AMIGA trata de meter mano a DANI y la lucha de éste por evitarlo disimuladamente.

 

ALCALDE

El hecho de haber llegado hasta aquí es ya, por sí solo, una hazaña que pasará a la historia de nuestro pueblo en particular y a la del fútbol en general. ¡Un aplauso a nuestros héroes!

 

Todos los presentes aplauden y vitorean a los futbolistas. Entre ellos vemos a SARA que aplaude, pero totalmente ausente a todo lo que ocurre a su alrededor.

ALCALDE

Y aprovechando la ocasión, deseo felicitar a otro portento salido de nuestra tierra. La que nos ha hecho a todos beber este brebaje raro que tiene Don Mariano en su tienda. Me refiero a la niña del Toribio y de la Marga, la pequeña Sara. Ven hija, sube.

 

Todos aplauden y silban cuando SARA, tímidamente, sube a acompañar al ALCALDE. Mientras tanto, en la mesa de nuestros protagonistas, la AMIGA continúa con su acecho y DANI, desesperado, monta en cólera.

 

DANI

¡¡Ya está bien!!

Del grito, la AMIGA se cae de la silla y toda la sala vuelve la vista hacia ellos.

ANGEL

Dani, por favor, cálmate. Todo el mundo nos mira…

DANI

No Angel, no voy a calmarme. ¡Lo oyen todos! ¡No voy a calmarme!

 

DANI se dirige a CHUS.

 

DANI

Chus, sé que tus intenciones son buenas, pero no necesito ninguna chica, ¿y sabes por qué? ¿¡Saben por qué!? Pues por que ya tengo chica.

ESMERALDA, sorprendida, ve a SARA al lado del alcalde, que miran incrédulos a DANI. Disimuladamente, avisa a ANGEL y éste también la ve.

ANGEL

Dani…

DANI

No, Angel. ¡Aquí está mi gente y quiero que lo sepan! ¡Ya tengo chica! ¡Estoy enamorado! ¡Y no sé dónde está!

ANGEL

Dani…

DANI

¡Déjame acabar! No sé dónde está, pero os voy a decir una cosa, no pienso irme de Madrid hasta que no dé con ella. ¿¡Ha quedado claro!?

 

Todo el mundo mira a DANI sorprendidos por lo que está pasando. DANI se dá cuenta de ello y se vuelve hacia sus amigos.

 

DANI

¿Ha quedado claro?

ANGEL

Dani…

DANI

¿¡Que!?

 

ANGEL le coge la cara con las dos manos y se la orienta hacia el atril y ve a SARA que, avergonzada y tratando de sonreír, le saluda con la punta de los dedos.

DANI

¿Sa.…ra?

 

DANI permanece durante unos instantes totalmente perplejo y finalmente cae al suelo desmayado.

 

INT MAÑANA   ESTACION BUS

SARA, CHUS y ESMERALDA se despiden cariñosamente de sus respectivos chicos, cada uno de ellos con su mochila en el suelo. ANGEL, DANI Y MARTIN se dirigen a la puerta del autobús, que se encuentra al otro lado. Las chicas los buscan por las ventanillas sin éxito.  El autobús arranca y se va, dejándonos ver a los tres chicos de pié en el andén, que deciden quedarse. Las chicas corren hacia ellos, se abrazan y se besan.

 

 

 

Anuncios