#07 Verde, que te quiero verde

Uno de los consejos que no me canso de dar, (si, yo soy de esos que los dan sin que me pregunten), es dejar reposar el primer borrador en un cajón, físico o virtual, durante un tiempo. Que te olvides de él. Durante este periodo de espera igual puedes empezar a esbozar esa segunda historia que ya comienza a rascarte la sesera… Pero cuando el primer borrador es el de la primera novela te veo haciendo lo que hice yo: abriendo el cajón cada día y preguntándome ¿Ya puedo? ¿Ya ha pasado el tiempo suficiente? Yo suelo dejarlo un mes o dos, pero esto, evidentemente, variará dependiendo de tí o de tu historia. Tengo el primer borrador de un guión “reposando” ya por cinco años… No todos los escritores se desprenden de sus historias tan pronto, de hecho algunos no la dejan hasta que la ven en las estanterías de las librerías. Otros dejamos el primer borrador a un lado y comienzamos a escribir el primer borrador de otra historia. Y cuando el primer borrador de esta nueva historia está terminado, directo al cajón y recuperamos el primero para escribir su segundo borrador. Y así cogemos una rutina en la que siempre tenemos algo a mano que escribir o re-escribir.

El motivo de esta separación no es otro que el de volver a nuestra historia con una mirada más fresca. Más objetiva, si cabe. Imprime tu borrador, agárrate a una copa de vino y léelo como si no supieras de que va. Sé lector de tu propia escritura. Vas a ver fallos, pero no te pares, todavía no. Dale la oportunidad de expresarse, de contarte lo que te quiere enseñar. Te garantizo que esos fallos, esas irregularidades van a permanecer en tu memoria para corregirlas después. Intenta léertelo de un tirón, sin prisa pero sin pausa.

Captura de pantalla 2018-05-11 a las 6.20.02

Foto de Karlos Wayne

Una vez leído comienza de nuevo, bolígrafo en mano (o rotulador fluorescente, o lo que más rabia te dé). Yo corrijo en verde. Hacerlo con un bolígrafo rojo me da la sensación de que estoy dañando mi borrador. El verde es más “diplomático”. Es como reprimir a un niño por que ha hecho algo mal, pero al mismo tiempo sabes que no ha podido hacerlo de otra manera por que es solo un niño. Es tu primer borrador, tiene que tener fallos, no puede ser de otra manera. Has de reprimirlo, has de corregirlo, pero no por eso has de comportarte como un canalla. Y no se a tí, pero a mi me acongoja ver todos esos tachones en rojo, diciéndome, mostrándome la caca de historia que he escrito. Quiérelo, quiérete en verde.

Recordad que estamos hablando de primeros borradores. La historia que quieres contar de principio a fin, sin preocuparnos de estilos, gramática, nada… Solo la historia. Este borrador no va a ir (NO DEBE IR) a ningún sitio. Es para tí, no es más que el primer boceto del magnífico libro que un día, después de un arduo trabajo, presentarás con orgullo a la sociedad.

Esto no es más que el primer acercamiento hacia la escritura del segundo borrador. Sin presión, sin pretesiones ni grandes expectativas. Va a ser algo meramente orgánico. Léetelo un par de veces. ¿Qué sientes que le falta a tu historia? ¿Qué intuyes que necesita tu personaje para ser el protagonista de tus sueños? No hay respuestas acertadas ni respuestas erróneas en este punto. Sólo preguntas. Confía en tu instinto, en tu mente como lector. Haz anotaciones, tacha, subraya… Y no te olvides de las partes que te encantan (que seguro son muchas), celébralas con un “smiley”. Créate una imagen general de los huecos que este primer borrador necesita rellenar, de los baches que impiden al protagonista llegar a su destino ¡o incluso de la falta de ellos! Utiliza este primer borrador, ese boli verde para allanarte el camino. Por que ahora viene lo bueno. No es mi intención asustarte, pero después de este punto es cuando el 70% de las novelas se quedan en el olvido. El trabajo va a ser duro. Vas a tener que ponerte una rutina para escribir todos los días, a ser posible a la misma hora. Pero ya hablaremos de eso. Ahora lo mas importante es esa copa de vino, tu primer borrador y tu boli verde, que te quiero verde.

Re-lee, re-escribe.

 

Anuncios

2 comentarios en “#07 Verde, que te quiero verde

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s